CIENCIA

Si se parece tanto al SARS, que desapareció sin vacuna, ¿por qué el COVID-19 está fuera de control?